Imágenes médicas operativas en tiempos de crisis

1 julio 2020
  • Compartir este artículo :

imagerie médicale logiciel

En plena pandemia de la Covid-19, el mundo de la imagen médica se ha movilizado, tanto en términos de diagnóstico como de trayectoria de cuidados.

Estudios diagnósticos, refuerzo de la telerradiología y el distanciamiento social, predicción de la evolución de la enfermedad… La reactividad de los editores ha sido saludable durante esta crisis sanitaria.

Un ecosistema que promueve el distanciamiento social

Para reforzar su oferta de imágenes médicas, Evolucare ha desarrollado módulos conectados que se han sincronizado con la crisis de la Covid-19.

El primer módulo, relativo a la concertación de citas por parte del paciente, es 100 % web y multiplataforma. Sin una llamada telefónica y sin necesidad de crear una cuenta, el paciente elige el día y la hora de su visita a través de un icono en la página web del especialista. «Este módulo acelera el procedimiento y evita las a menudo largas esperas telefónicas que conducen a la pérdida del paciente. El módulo también libera tiempo a la secretaria médica», afirma Lionel Ribière – jefe de productos de Evolucare, «la cita se confirma por correo electrónico/SMS y se envía un código QR al paciente para su visita a la consulta ».

Este código QR es un identificador que permite al paciente presentarse directamente en los bornes de recepción de Evolucare, instalados a la entrada de las consultas de imágenes médicas, y que constituyen el segundo módulo del editor. Así, el propio paciente puede identificarse en la recepción sin pasar por el mostrador. «Incluso si el personal está protegido por el plexiglás, los tiempos de espera máximos aumentan el riesgo de contaminación. El borne de recepción permite que esta sea más fluida en las consultas, manteniendo el distanciamiento social», explica Lionel Ribière.

Al final de la visita, los informes pueden ser recuperados a través de este mismo borne o mediante una difusión por internet. Esto, una vez más, reduce el número de personas en la sala de espera y mantiene el necesario distanciamiento social. Al reforzar la autonomía del paciente en esta gestión administrativa, Evolucare libera una cantidad considerable de tiempo a las secretarias de radiología.

El tercer módulo, destinado al radiólogo, es una aplicación móvil —distribuida en 4 widgets— que asiste al radiólogo durante sus viajes. «Puede gestionar su agenda y su lista de progresos, pero también ver las imágenes producidas y hacer interpretaciones digitales desde su smartphone», describe Lionel Ribière. «Dispone igualmente de un módulo de chat para que pueda comunicarse con su personal. También hemos integrado una herramienta de gestión de la consulta (facturación, comparaciones, número de pacientes/dictados de voz). Y, en estos tiempos de crisis, este módulo demuestra ser un aliado adicional para el radiólogo ».

 

Una base de datos médicos para entender el coronavirus

La experiencia médica reciente ha demostrado que el escáner torácico proporciona un mejor diagnóstico de la Covid-19. Este descubrimiento ha impulsado una asociación entre la SFR (Sociedad francesa de radiología) y el editor NEHS DIGITAL, para poner a disposición una base de datos, FIDAC, que permita compartir y estudiar los signos pulmonares detectados en pacientes infectados.

El propósito de estos exámenes anónimos es promover la investigación y fortalecer la lucha contra el coronavirus. «Esta es una iniciativa nacional deseada por todos nuestros empleados para proporcionar el mejor apoyo posible a nuestros clientes», subraya Patrick Mallea, director de I+D y del desarrollo de la oferta en NEHS DIGITAL. Los radiólogos juegan un papel importante en la comprensión de este virus y sus consecuencias en la esfera respiratoria de las personas infectadas ».

El objetivo de la base de datos FIDAC es reunir en esta colecta nacional a todos los establecimientos sanitarios voluntarios, entre ellos el CHU de Nimes, el GHEF (Gran Hospital del este de la Isla de Francia) y el GHT Artois. «Después de la recopilación llegará la hora de trabajar en los datos, de su conocimiento y de las soluciones que aportarán», concluye Patrick Mallea. Más de 50 establecimientos ya se han movilizado en pocas semanas para hacer su contribución.

 

Predecir la evolución del coronavirus

Basándose en los escáneres torácicos, la start-up Visible Patient proporciona una copia virtual en 3D de las imágenes transmitidas por el cirujano. «Creamos un clon digital del paciente, con los contornos de los órganos y estructuras patológicas, para preparar el procedimiento quirúrgico», explica Luc Soler, Presidente de Visible Patient.

«El modelado tridimensional de los pulmones nos permite obtener un nuevo índice de gravedad, estimando el volumen funcional, ya sea sano o enfermo, del paciente de Covid-19. Hemos podido correlacionar el estado de 40 pacientes en 7 días con este nuevo índice de gravedad», detalla Luc Soler, «los elementos detectados en el pulmón nos permiten conocer la evolución de la enfermedad. De esta manera, el personal sanitario sabe si es necesario o no intubar a un paciente ».

Para confirmar el potencial de este nuevo diagnóstico de gravedad, la región francesa del Gran Este va a cofinanciar un estudio multicéntrico, en dos etapas, en tres centros hospitalarios: el CHU de Estrasburgo, el GHRMSA de Mulhouse y el CHU de Nancy. Una de estas etapas, retrospectiva, se efectuará en 500 expedientes de pacientes, la segunda, prospectiva, en otros 500 expedientes para demostrar que la herramienta es una prueba fiable, rápida y predictiva.

 

Refuerzo de la oferta de imágenes médicas

Las centrales de compras públicas, que en la actualidad son la verdadera base del proceso de compra para los establecimientos sanitarios, también deben hacer frente a este desafío sanitario.

La UGAP (Unión de agrupaciones de compras públicas) participa plenamente en este movimiento desarrollando una oferta de e-salud que cubre todos los usos implicados en el ciclo de vida de una imagen médica. Desde una producción racionalizada por un RIS eficiente y una gestión de dosis RX adaptada, pasando por su visualización, postratamiento y almacenamiento en un PACS o una VNA, hasta su uso en el expediente del paciente, la imagen médica está en todas partes y sigue al paciente en su trayectoria de cuidados.

Es este ciclo de vida completo de la imagen médica el que la UGAP aborda hoy en día a través de un mercado «al uso» en el que se han definido 31 usos genéricos para cubrir las necesidades de los establecimientos sanitarios. Este mercado está controlado por un único integrador, la CFI (Compañía francesa de informática), cuyo papel es garantizar diversas misiones: por un lado, la constitución y el enriquecimiento de un grupo de socios expertos y fiables que respondan a uno o más usos, en el marco de los usos genéricos definidos para el mercado y, por otro lado, asegurar que el uso esperado por el usuario final se encuentre efectivamente presente.

Para ello, el CFI debe desarrollar, animar y coordinar la cooperación entre los socios a fin de encontrar las mejores sinergias para satisfacer las necesidades del establecimiento sanitario. Para tener éxito en su misión, el mercado del UGAP le confiere una ventaja formidable: la exhaustividad de la cadena de valor

 

Isaac Tarek

Junio de 2020 – SANTEXPO